• La Yamaha PM1D con Fred Astaire

    Nos quitamos el sombrero ante la Yamaha PM1D mientras la obra maestra de Fred Astaire recorre el Reino Unido antes de llegar al West End

    El decadente mundo de Fred Astaire y Ginger Rogers lleva su chispeante encanto Art Decó al público de Inglaterra y Escocia en la primera adaptación para la escena de la legendaria película de 1935, Sombrero de Copa. El ingeniero de sonido Gareth Owen eligió una pareja de consolas digitales Yamaha PM1D para esta completa producción, que cuenta con algunas de las canciones más famosas de Irving Berlin, números de claqué espectaculares y quizás la mayor colección de sombreros que se ha visto nunca en un escenario.

    Gareth, usuario desde hace mucho tiempo de consolas PM1D, se dio cuenta rápidamente que la obra necesitaba una gran cantidad de canales para satisfacer todos sus requisitos de sonido.

    “Me gusta utilizar la PM1D para los musicales clásicos y más antiguos”, comenta. “Suena muy bien en espectáculos que, como este, tiene un diseño de sonido muy cinematográfico. Al conectar en cascada dos PM1D, era también el único sistema que me permitía obtener el número necesario de canales de entrada”.

    El elevado número de canales del espectáculo se debe a tres razones principales. La primera es que los 18 componentes de la orquesta pueden tocar varios instrumentos. “Tenemos muchos instrumentos diferentes”, dice Gareth. “Contamos, por ejemplo, con cuatro violinistas, pero uno de ellos toca la viola en algunas canciones. Hay también un momento en el que todos los componentes de la orquesta tocan un instrumento de percusión. El espectáculo tiene varios momentos como ese, lo que añade muchas luces y sombras a la música”.

    El segundo motivo es que hay varios números de claqué que constituyen las piezas centrales de Sombrero de copa, así que muchos de los integrantes del reparto formado por 40 personas tienen micrófonos integrados en los zapatos y hay también varios micrófonos especiales en el suelo. La tercera razón tiene que ver con los sombreros.

    “Los sombreros constituían un importante reto para el diseño de sonido, sin ninguna duda”, dice Gareth. “Todos los actores lleven sombrero en prácticamente todas las escenas. Y no solo sombreros de copa porque también hay sombreros de fieltro de ala ancha, pamelas, sombreros de todo tipo que causan problemas reales con los micrófonos colocados en el pelo de los actores.

    “Obtener un sonido natural de los actores era prioritario y por eso muchos de ellos acabaron llevando varios micrófonos. Por ejemplo, el protagonista masculino llevaba dos en la cabeza, uno en cada zapato y tres sombreros distintos, todos con un micrófono. El número de canales de radio del espectáculo es enorme”.

    En cuanto a las salidas, la obra tiene una plataforma A/B completa, con la posición de todos los altavoces duplicada para garantizar la ausencia de problemas con las fases.

    “Con tanta gente en el escenario cantando a la vez y tantas escenas con parejas que están muy juntas, tuve que diseñar una plataforma A/B para eliminar cualquier efecto de fase entre los micrófonos omnidireccionales”, dice Gareth. “Incluso las transmisiones de reverberación se duplican para que el sonido sea lo más nítido posible”.

    Cada miembro de la orquesta tiene un monitor individual, además de foldback en escena integrado en el decorado, el suelo del escenario y el techo, así que no cabe duda de que Sombrero de copa ha exigido un diseño de sonido realmente complejo. Aun así, las PM1D lo han gestionado todo con facilidad.

    “Contamos con dos superficie de control durante todo el periodo de producción y fue genial que Chris Mace, el ingeniero de sonido de producción, tuviera una y yo la otra, con la posibilidad de acceder rápidamente a cualquier cosa que necesitáramos”, dice Gareth. “Solo utilizamos una para la gira, pero el uso de las dos en las fases de diseño y ensayo fue de un valor incalculable”.

    La gira, que durará hasta primeros de diciembre, ha recibido muy buenas críticas y el equipo de sonido (formado también por el jefe de sonido Mike Thacker y su ayudante Andy Yiannaki) está encantado de que su éxito suponga que Sombrero de copa esté durante una temporada en el teatro Aldwych del West End de Londres a partir del próximo abril.

    Y tampoco hay que olvidar que Gareth ha redescubierto las numerosas ventajas de la PM1D, que también llegarán a Londres con la obra.

    “Para ser sincero, antes de empezar a trabajar en esta producción pensaba que podría ser mi última vez con esta mesa”, admite. “Pero mi interés en ella ha cobrado nueva vida. Durante el proceso de diseño de sonido me enamoré de nuevo de la PM1D y me he replanteado por completo mis planes para el futuro.

    “Que me siga gustando tanto la PM1D se debe en parte a su gran solidez y fiabilidad. Durante los ensayos de la producción, podía concentrarme todo el tiempo en conseguir que el sonido del espectáculo fuera perfecto, en vez de tener que sentarme en una consola a esperar que los técnicos de sonido hicieran lo que yo quería. Para un diseñador de sonido, esa fiabilidad vale su peso en oro”.
  • Noticias de Iluminación

    Proyector láser “todo en Uno” Christie Griffyn 4K32-RGB

    El Griffyn 4K32-RGB de Christie ahonda en la ya política de la marca de desarrollar soluciones que respondan a las demandas planteadas por parques temáticos,

    15 jun 2020, 05:36

  • Artículos recientes

    El efecto del bloqueo de la rejilla de un micrófono cardioide sobre su directividad

    La mayor parte de los técnicos de sonido saben bien que cuando un micrófono de la familia cardioide (cardioide a secas, subcardioide, hipercardioide o supercardioide) se agarra de forma que la mano obstruye la parte trasera de la rejilla, el patrón polar unidireccional de captación tiende a hacerse omnidireccional, lo que supone, entre otras cosas, una mayor posibilidad de realimentación (acople, feedback, un asunto sin duda crítico).

    La razón de este comportamiento es que el diseño de los micrófonos... Leer más

    17 mar 2020, 15:16